lunes, marzo 4

El Rayo Vallecano entristece el exilio del Getafe en el área metropolitana | Fútbol | Deportar

La Liga dio la bienvenida a 2024 en el Metropolitano. El estadio del Atlético fue un raro escenario de fiesta. El Atlético no tuvo repercusión, pero en Getafe fue víctima de una jornada de Castigo. Sobre el equipo madrileño pesa una sentencia que le condena a un día de exilio por los hechos violentos que se desataron durante una invasión al campo en la final del Mundial playoffs de ascenso que tuvo lugar en 2017 en Tenerife. Unos años más tarde, un largo proceso judicial impulsó esta decisión única de que Getafe viviera entre los supervivientes. En un ejercicio de rigor, el árbitro Jorge Figueroa Vázquez expulsó a los tres jugadores, el primero antes del descenso. Favorecido por las ventas digitales, el Rayo se impone tras sus días sin ganar. Contempla 11.000 espectadores, menos de media hora.

0

David Soria, Damián Suárez (Omar Alderete, min. 69), Diego Rico, Djene (Mitrovic, min. 77), Gastón Álvarez (Aleñá, min. 68), Maksimovic, Mata (José Ángel Carmona, min. 57), Mason Greenwood, Luis Milla (Enes Ünal, min. 69), Juan Latasa y Mayoral

2

Dimitrievski, Luis Espino (Josep Chavarría, min. 45), Lejeune, Balliu, Aridane, De Frutos (Bebé, min. 86), Unai López (Pathé Ciss, min. 57), Isi, Óscar Valentín, Sergio Camello (Falcao, min. 74) y Kike (Nteka, min. 45)

goles 0-1 min. 46: Sergio Camello.

Árbitro Jorge Figueroa Vázquez

Tarjetas amarillas Luis Espino (min. 3), Djene (min. 19), Juan Latasa (min. 22), Kike (min. 38), Mata (min. 54), Damián Suárez (min. 69), Omar Alderete (min. 69). 82) y Pathé Ciss (min. 90)

tarjetas rojas Mason Greenwood (mín. 50)

Ambos equipos salen al campo envueltos por una niebla humeda y pegajosa. El Rayo, espiado por la crisis de resultados. “¡Intensidad en cada jugada! “¡Intensidad de los 90 minutos!”, declararon los capitanes en el vestuario, antes de partir. El Getafe, gracias a su natural disposición al frenesí, dejó al defensa en su área para evitar que el partido se descontrolara en cada balón dividido. Siempre que están en línea, ambos equipos juegan bien. Milla logró trabajar hacia el punto Latasa, mientras Isi Palazón y Kike Pérez desarrollaban los ataques del otro grupo. Con mucho mérito. No es fácil jugar entre líneas contra el Getafe y entre Isi y Kike en tejieron jugadas verticales de ida y vuelta que aflojaron las piernas de los pivotes y los centrales rivales. Un disparo de Isi, realizado por David Soria, alarmó a los inquilins metropolitanos.

El Rayo escuchó a San Blas rodeado de problemas. Acumulaba siete partidos sin sumar tres puntos; Oscar Trejo y Álvaro García, probablemente sus futbolistas más desequilibrantes, están lesionados permanentemente; Raúl de Tomás, en nueva más prestigioso, quedó fuera de la convocatoria trasa una temporada sin anotar un solo gol; y el equipo no puede usar mamelucos en la secuela. El Rayo acumula más de 500 minutos sin batir a su rival. El cruce terminó antes del descenso en el metropolitano.

El colegiado expulsó a Latasa por doble indemnización por los dos codazos inocuos en sendos duelos. En el minuto 40. Con algo menos, el Getafe no debería frenar la circulación del Rayo. Alternadamente, con los pases rápidos de Kike, Óscar Valentín e Isi, el conjunto de Vallecas invadió el área rival y se apeó a la defensa. Liberado por la banda derecha de su ataque, Balliu ganó el segundo palo, Soria voló hacia la portería, y Sergio Camello empujó el 0-1 para hacerse con la posición de Gastón Álvarez.

Greenwood, perdido en la traducción

Camello puso el 0-2 a los pocos minutos de la reanudación. Lo demostró el magnífico cuerpo de Randy Nteka, que logró entrar en el partido y acabó con un balón llovido. Un paso de 60 metros que parecía no tener destino provocó el caos. Los francos desequilibraron a Djené, trajo Gastón Álvarez, y se quedó solo con Camello, que dribló al portador con la derecha y marcó el gol definitivo con la izquierda. “Da gusto empezar así el año”, dijo Camello en la fiesta, “incluso en el metropolitano, que ha sido mi hogar durante tanto tiempo”.

El Getafe no pudo retenerse cuando Jorge Figueroa Vázquez fue expulsado en el Greenwood en protesta por una falta a la voz de «qué es este desorden». Si en los partidos del Primer Ministro se expulsan a todos los jugadores que ocupen esta expresión, el campeonato inglés deberá caer al cierre. José Bordalás lo explicó a través del partido: “Sólo le ha dicho”no, jodas, en ningún caso lo ha insultado”. El jugador sevillano está lesionado. Le mostró la roja a Damián Suárez para que también protestara, pero por ello no había nada que disputar en la extraña mudanza getafense al Metropolitano.

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en FacebookXo haga clic aquí para recibir Nuestro boletín semanal.